La perla del mar mayor

la foto (29)

En la concha del mar mayor del muelle pesquero de La Ranilla anida la perla Fati de León y Sevilla, emblema portuense de superación desde chica rechica. Me explico: les costará cree que la primera vez que la vi fue llegando al refugio de Altavista, en el mismísimo cono volcánico del Pico del Teide, si aclaro que, por la polio, sus piernas no pueden con el peso de su cuerpo y necesita de una prótesis metálica para dar un paso. El amor al padre de sus dos hijas [entonces nonatas] le hizo trepar con el aliento de sus amigas hasta los 3.270 metros de altitud sin necesidad de tomar el teleférico. Sensiblero que soy, con el reiterar de este recuerdo, mis ojos reviven el licuado salino de la cueva del hielo y mi piel recibe el rocío indeseado del invierno de Alaska. La perla ranillera hizo con Claudina el Camino de Santiago en agradecimiento por Javillo cuando ya era campeona de Esapaña, que en las piscinas adaptadas no tuvo rivales, tuvo abrazos, amig@s y medallas.

 

la foto (28)

La madre y las nonatas después de nacidas y crecidas.

la foto (30)

El Teide, en cuyo pico vi por vez primera a la Perla de la mar mayor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s